Nutrición Clínica

Dietas de bajo residuo en enfermedad diverticular: Poniendo fin a un mito Por: Eduardo Lobatón

Dietas de bajo residuo en enfermedad diverticular: Poniendo fin a un mitoLa Palabra “Residuo”  hace referencia a cualquier sustancia no digerible de los alimentos que se mantiene en el tracto intestinal y contribuye a la formación de la materia fecal. Históricamente, dietas bajas en residuo han sido recomendadas para evitar diverticulosis por la preocupación que material indigerible como son semillas, nueces o palomitas de maíz entre otros podrían ingresar, bloquear o irritar un divertículo resultando en diverticulitis y así el potencial riesgo de perforación. A la fecha, no hay evidencia que soporte tal práctica. En contraste, la suplementación de fibra dietaría ha sido recomendada para prevenir la formación de divertículos y recurrencia de diverticulosis.

Las Guías de The National Institutes of Health de los estados unidos mencionan que una dieta rica en fibra debería ser la única recomendación en enfermedad diverticular. Esta recomendación está basada sobre datos epidemiológicos que demuestran una asociación entre dietas bajas en fibra y diverticulosis(http://digestive.niddk.nih.gov/ddiseases/pubs/diverticular ).

Las recomendaciones de fibra en diverticulosis son entre 6-10 g/d arriba de las recomendaciones normales de 25-35 g/d para población sana. A manera de comparación la dieta americana solo provee entre 13-15 g/d. las guías no recomiendan evitar el consumo de nueces o semillas o palomitas de maíz dado que no existe evidencia que soporte su utilidad en reducir el riesgo de diverticulitis. Del mismo modo la sociedad americana de cirujanos de colon y recto (Dis Colon Rectum. 2006;49:939-944) dice que la suplementación de fibra a largo plazo puede prevenir recurrencia de diverticulitis . En contraste el colegio americano de gastroenterología (Am J Gastroenterol. 1999;94:3110-3121) dice que una dieta alta en fibra quizás disminuye el desarrollo de diverticulosis, pero que no ha encontrado evidencia consistente que soporte el rol de la fibra en prevenir la recurrencia de diverticulitis. A pesar del fracaso de evidencia de alta calidad, sobre la base del bajo riesgo y beneficios teóricos, una dieta alta en fibra o su suplementación debería ser considerada para prevenir la aparición y/o recurrencia de esta enfermedad.

Sección del colon de un paciente con Diverticulosis

5 pensamientos en “Dietas de bajo residuo en enfermedad diverticular: Poniendo fin a un mito Por: Eduardo Lobatón

  1. Gracias, muy util. Hoy precisamente tenia una duda. Aca en Puerto Rico los gastroenterologos le indican a los pacientes que no pueden comer maiz, ni la semilla de los tomates. sabes algo sobre esto, en el articulo indicas semillas, pero que te refieres a semilla, (las del tomate). En mis libros de referencia no me indican nada sobre el maiz. Gracias nuevamente.

    • Pues la revisión hace mención que no existe evidencia que por restringir la fibra dietaria (lo cual incluye todo tipo de semillas asi como la fibra del maiz o la encontrada en otro tipo de alimentos) se prevenga o se mejore la diverticulosis o diverticulitis, asi esta practica deberia quedar en deshuso. Espero mi respuesta te ayude, gracias por visitar el blog, saludos Eduardo

  2. Hola!! Tengo una Tía que tiene divertículosis y le han prohibido todo tipo de semillas, sería bueno informar a su nutrióloga sobre esta información o qué se debe hacer en esos casos? Gracias

    • Gracias Bere por tu pregunta, si comparte este información con la nutriologa a fin de que pueda dar las recomendaciones nutricionales, a la fecha los estudios no han encontrado una relación entre el consumo de alimentos altos en fibra (incluyendo semillas) y la exacerbacion de la diverticulosis, al contrario la fibra es recomendada. Saludos, Eduardo Lobatón

Responder a Bere Cancelar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.